sábado, 31 de diciembre de 2016


30° Feria del Libro de Guadalajara 2016


Con estas palabras comenzaba en la página de la FIL el anuncio de este singular evento que se realizaría entre el 26 de noviembre hasta el 4 de diciembre:

 “La Feria Internacional del Libro de Guadalajara es única. La experiencia de vivirla es sorprendente: un hallazgo continuo en los ámbitos de las ideas, la palabra y la cultura. La Feria es también un espacio donde se reflexiona sobre la sociedad contemporánea, y se manifiesta el pulso de la actualidad. Este 2016 celebramos 30 años como la punta de lanza en el panorama de las ferias del libro en el mundo, y la de mayor influencia en los países de habla hispana, con la presencia de América Latina como Invitada de Honor.

“La presencia cultural de América Latina en la trigésima FIL Guadalajara será una oportunidad inigualable para que cerca de 800 mil visitantes se encuentren con las grandes voces de la literatura de la región, pero también con las plumas que comienzan a destacar. Igualmente para celebrar la diversidad que une a nuestros países. La tradición y la vanguardia de sus expresiones artísticas y culturales se vivirán intensamente en el Foro FIL, con nueve noches de espectáculos gratuitos, así como en diversos museos y espacios de la ciudad, que recibirán una rica muestra de las artes visuales de América Latina.

“La voluntad de libertad y la apuesta por el poder transformador del libro y la lectura han sido vínculos históricos de los países que integran la región latinoamericana, que en los últimos años ha revitalizado la industria editorial en lengua española. El epicentro de la presencia de América Latina será su pabellón como región Invitada de Honor de la FIL Guadalajara, que concentrará charlas, mesas temáticas y una gran librería latinoamericana para solaz de los lectores que nos visitan.(…)”

A pocos minutos de terminar este 2016 y apenas a pocos días de haber estado allí, se agolpan mil vivencias que, ojalá las palabras e imágenes reflejen parte de lo vivenciado en un evento que sorpresivamente se plasmó.
















Ciertamente este año –sin tenerlo planeado- se dedicó a pleno a concretar la 2da edición ampliada de El Valor de la Vida. Una experiencia educativa con adolescentes del siglo XXI para llegar a la Feria del Libro de Buenos Aires. Por motivos personales no podía ocuparme a pleno de su difusión y el “hijo de papel” me demostró que él tenía vida propia, que había extendido sus alas y … se había largado al encuentro de nuevos caminos y lectores.

Y así llegué a la FIL, de la mano de ese libro, puñado de sueños, palabras y acciones que realizamos junto a los chicos y acompañados por muchos de los educadores de la Escuela Madre Teresa de Quilmes Oeste.  Llegué y fue tan bello acompañar las obras de otros autores que desde la Editorial Dunken estaban presentes en su espacio

Ingresé a ese mundo fascinante al encuentro del señor Martín Mengucci que se encontraba en el stand institucional de Argentina. Me emocionó descubrir el stand de nuestro país, a la distancia. Lo bueno, si breve, dos veces bueno, diría Gracián.

Me limito a agradecer todo lo vivido en ese ámbito maravilloso de la Feria y, especialmente, destacar la calidez y cordialidad de los hermanos mexicanos, sobre todo, a la hora de presentar mi libro. ¡¡Ése es un momento tan especial!!

Y México, que se escribe con m de magia y de maravilla, genera ese clima. La sala B del sector internacional se fue llenando, despacito, mientras iba ordenando el material que había llevado y ultimando detalles de sonido y otros temas con los chicos del lugar.






Encontrarse con otros educadores o futuros educadores fue sumamente enriquecedor. Fortalece al alma, renueva fuerzas, inspira a crear nuevas estrategias. Tras el abrazo de despedida, quedan mil proyectos pendientes y, esencialmente, puentes que unen corazones desde la más genuina amistad.  

 Ha sido un excelente año en este aspecto especialmente.


¡Seguimos en tarea!



viernes, 23 de diciembre de 2016

 RECONOCIMIENTO NOVAK A LA EDUCACIÓN




En el marco de la celebración de los 40 años de la creación de la Diócesis de Quilmes, siendo su primer obispo Monseñor Jorge Novak , y en el Año de la Misericordia, el pasado 15 de septiembre, se realizó el Jubileo de los educadores diocesanos, en el Ateneo Nuestra Señora de Lourdes -Calchaquí 1371, Quilmes Oeste- 

El acto fue muy emotivo. Imágenes de quienes a lo largo de esos años realizaron labor desde distintos lugares, conformaron el espacio de la Memoria Agradecida, un video que permitió reencontrarnos a la distancia con caras conocidas de compañeros de la primer etapa.

Escuchamos la misa que dio Monseñor Tissera junto a otros sacerdotes de la diócesis, recordando la labor del obispo Novak y su pasión por la educación.

Docentes de los distintos niveles como así también, administrativos de las comunidades educativas de Berazategui, Florencio Varela y Quilmes recibieron dicho reconocimiento de manos del obispo, Monseñor Carlos José Tissera.  

Hasta aquí he escrito una apretada síntesis de lo ocurrido en ese memorable encuentro, exactamente un día antes de celebrar mi natalicio.

Junto a Monseñor Tissera y al ahora, colega, Gustavo Forte 

Junto al prof. Mariano Salinas, la prof Patricia Macri y Agustín, la prof Adriana Allemany y  el RL Raúl Gerrendiain

¡Demoré mucho en escribir estas líneas! Mejor dicho, las reescribí muchas veces y no terminaban de convencerme. Ojalá este último intento logre, querido lector, darte idea de lo que viví en ese momento, junto a tantos compañeros de diferentes instituciones educativas de la diócesis.

Sin alumnos, el rol del educador no tiene sentido. Y si bien es cierto, me recibí hace muuuucho tiempo, llegué al aula por motu propio y por la oportunidad que me dieron las autoridades del Perpetuo Socorro y luego, de Madre Teresa de Quilmes Oeste. 

En Madre Teresa se gesta, florece, dan frutos los sueños de realizar no sólo la labor cotidiana de cualquier educador, sino también, el valor agregado de unos minutitos de la clase apuntando a la esencia de los alumnos. Fruto de parte de las vivencias compartidas con los chicos dieron lugar al libro El Valor de la Vida. Una experiencia educativa con adolescentes del siglo XXI. Ellos fueron los protagonistas. Ellos los que aceptaron el reto de acompañarme en pos de proyectos, a veces verdaderos desafíos, ellos, quienes inspiraron, motivaron a transitar nuevos caminos.Crecimos juntos, porque todos somos maestros de todos (y seguiremos acreciendo y aprendiendo hasta el último segundo de nuestras vidas)

Valoro y agradezco inmensamente a quienes propusieron mi nombre para este reconocimiento. A los ex alumnos, a mis compañeros de todos los niveles de mi amada escuela, que me eligieron. Ellos también fueron socios de sueños, dolores, desilusiones, logros...

Escuché mi nombre para subir al escenario. Había que hacerlo acompañada de alguien del establecimiento. La directora actual, escuché que dijo, la acompaña un ex alumno.  Y en medio de la emoción, de la gente que estaba allí, veo a Gustavo Forte, ahora maestro, esperándome para subir juntos al escenario.  Se imaginan lo que fue subir con él, representando a todos mis chicos (si, por un ratito los hice míos, ja ja) 

Fuí al encuentro de Monseñor Tisera y de su sonrisa. Fuí al encuentro del reconocimiento. Gustavo debía dejarme allí. Me acerqué a la rueda de los otros docentes ya premiados 

Desde arriba se veía el inmenso salón repleto de educadores. Sí, los veía, pero en realidad, mientras continuaba el acto, se presentaban escenas más relevantes del camino ... el día de la Práctica Modelo,  mis primeros alumnos! cuando e entregan casi en una ceremonia paralela en el patio de la escuela normal -mientras mis profesores delibaraban la nota- los chicos en ronda, entregándome un anillo la inicial de mi nombre. Rovner me lo colocaba y sin ser tan conciente, sellaba mi compromiso con la educación! El día que me recibí junto a mi familia y esencialmente a mi hijo que me acompañó en ese camino! Toda la tarea en Educación Agropecuaria! Mis alumnos de los últimos quince años... Seguía viendo el púbico pero ... sentía que el ciclo se había cerrado (aunque no hubiera podido irme  a despedir a la escuela). La vida me lo marcaba. 
 ¡¡Otra etapa comenzaba!!

¡Gracias infinitas a todos, compañeros de camino!. 

Algunas imágenes reflejarán estos momentos inolvidables! 

¡¡La tarea continúa!! Ustedes y yo! 

¡¡Hasta siempre!!

domingo, 1 de mayo de 2016

REENCONTRÁNDONOS



Ocurre que a veces pareciera que el tiempo pasa muy rápido o quizá sean distintas circunstancias personales las que retrasan los encuentros. Tal vez por ambas razones se retrasó esta cita en el ciber espacio. 

Se que sabrán comprender. Son tiempos de muchísimas transformaciones, no sólo en el orden personal. Es posible que ustedes también estén haciendo su propia tarea. 
Anhelo que estén transitando este 2016 de la mejor manera. Han sido meses intensos. Y tal vez sea lo mejor reencontrarnos en este momento y no antes.

Por lo pronto, quiero decirles que los audios de la primer entrada, se han volatilizado en el espacio infinito. ¡Estaban en una nube! ¡Y el viento se los llevó! por desconocimiento de mi parte, por lo que ¡sigo aprendiendo! Seré más cuidadosa. También me ha enseñado que los momentos importantes de nuestra vida se llevan por siempre en el corazón. Mi agradecimiento eterno a quienes en aquel momento encendimos una pequeña llama, la de un fósforo, en el ámbito de la Honorable Cámara de Diputados de la Nación. Autoridades, amigos, alumnos

Casualmente, recibí de una ex alumna -Nancy Moreno- en estos días: un material que compartiré con ustedes. Me encantó porque coincide con el concepto que tengo referente a la llama que cada ser lleva dentro de sí y en este caso, nuestros alumnos.  Más aún, me hizo reflexionar y adoptar esa título para definir la tarea que realizamos educadores, mamás y papás; GUARDIANES DE LA LLAMA

Los invito a mirarlo




Reencontrándonos también vale para anunciarles que el próxmo jueves 5 a las 18 a 18.50 hs, estaré en la 42° Feria Internacional del Libro, firmando ejemplares de la nueva edición ampliada de mi libro EL VALOR DE LA VIDA. Una experiencia educativa con adolescentes del sigo XXI, en el stand de la Editorial Dunken. Pabellón Verde, stand 1122




Les iré informando cuando lo vaya presentando tanto en nuestro país como en el exterior.
Con el correr de los días iré compartiendo con ustedes parte del material que fuimos produciendo  y que aguarda a ser difundido. Como por ejemplo uno de los programas que grabé en oportunidad de estar en México, en el programa Gestión Social, del periodista José de Jesús Zapata.Cordiales y generosos a la hora de compartir el trabajo realizado con los alumnos y otros educadores. Es un gusto hacerlos partícipes de las charlas que fuimos manteniendo.





Educar para la paz, educar para vivir. La vida como un valor, que propongo recuperar, con honestidad y compromiso. Hay que transitar nuevos caminos -construirlos- y es ¡YA!

                              ¡Hasta pronto!









lunes, 4 de mayo de 2015

COMPROMISO 2015 DE CREO-ESTRATEGIAS





Nuestro bello planeta azul clama que lo cuidemos, que cuidemos la vida. Los llamados son contundentes. Así y todo nos distraemos algunos, otros, inconcientemente somos cómplices de la depredación de bosques, ríos, tierras ...  Sin embargo, valoro enormemente a quienes custodian y hacen todo lo posible por preservar la vida por sobre los intereses económicos, sean individuales, grupales y otras, institucionales. Y como el movimiento se demuestra andando: 

Elijo comenzar mi nuevo año, hoy, en el Día de la Tierra, reafirmando de esta manera el compromiso autoadquirido  de contribuir a su cuidado desde el lugar desde donde puedo aportar mi granito de arena e invitarte a que aunemos esfuerzos realizando pequeñas acciones concretas día a día

Creo-estrategias, cumplirá sus primeros 20 años.

He decidido celebrarlos a partir del mes de junio, permitiendo así facilitar la organización de distintas propuestas a lo largo de los meses siguientes y hasta el mes de diciembre. La idea es reencontrarnos, compartir diferentes temas que urge abordar en estos momentos,sean charlas, talleres, presentaciones de libros y de otros materiales que he ido preparando.  

Es una de mis formas de trabajar en pos de generar paz, pienso en este momento. La palabra escrita, la palabra hablada, el silencio del encuentro con uno mismo ... ¡en paz! Claro ... como el lema que teníamos en cuenta en la Comisión de Escuelas Asociadas para la Cooperación Internacional y la Paz  (UNESCO) de la que formé parte como representante de la Dirección Nacional de Educación Agropecuaria.

Recuerdo en este momento las palabras del preámbulo de la Constitución de la UNESCO: "Puesto que las guerras se generan en las mentes de los hombres es en las mentes de los hombres donde deben erigirse los baluartes de la paz". Yo creo que no sólo es en la mente, es en los corazones, también ...  Pequeñas acciones, pero que persistentemente logran su objetivo de encontrarla, preservarla, afianzarla, contagiarla! Y eso hará también que haya más personas saludables entre otras cosas...

Pensamiento, palabra y acción construyendo coherentemente esa paz, que reclama de nosotros una respuesta contundente en todos los órdenes para la preservación de la vida. 

Así surgió "El Valor de la Vida. Una experiencia educativa con adolescentes del silo XXI", libro donde compartí las vivencias con los alumnos que tuve el privilegio de acompañar durante los últimos quince años.

La palabra hablada dio forma a Cds de relajación y visualización:  "Minutos para serenarse, para estar mejor",
"Dormir bien, despertar mejor".  

Educar para la paz, para la salud, para la vida, se unen en este proyecto no sólo con la intención de hacer un aporte concreto para mejorarla, sino también la de permitirnos ser protagonistas de los procesos de transformación que este tiempo amerita.

La frase motivadora que elegí para desarrollar a lo largo de esta etapa es: 

2015. Tiempo de oportunidades, transformaciones, y concreciones sorprendentes

¡Hasta cada momento!

 Los mantendré al tanto de las fechas y lugares de encuentros. La agenda está comenzando a poblarse! 



lunes, 9 de julio de 2012

FACUNDO CABRAL, ALBERTO CORTEZ Y LA VIDA


Hace varios días que vengo imaginando los temas que quiero compartir con ustedes. Las horas galopan incesantes y algunas actividades se van posponiendo, pero hoy sí o sí este tiempo es para honrar a alguien, cuyas canciones y textos siguen tan vigentes y acompañándonos tanto como cuando estaba físicamente entre nosotros. Me refiero a Facundo Cabral y conste que a Mercedes Sosa también quiero homenajear, en su cumpleaños.


Buscando material para mis actividades, atesorando canciones, textos ... encontré esta canción, que en San Ramón y posteriormente en Arequita y en la Granja Santa María compartimos con amigos del alma. Resonará en el alma de quienes la compartieron, reavivará la llama de la esperanza en quienes la escuchen (y pienso en mis alumnos,  en quienes lo han sido y transitan la vida por diferentes etapas y en todas las personas que amo, incluso en quienes no conozco aún)


En este caso la interpretan Alberto Cortéz y Facundo Cabral, quienes la compusieron. ¿Te atrevés a cantarla? ¿Te atrevés a vivirla? Urge hacerlo!! Abrazos!!









martes, 13 de marzo de 2012

NUEVAS PROPUESTAS



Si bien es cierto parece que fue ayer que brindábamos, celebrando el comienzo del nuevo año, ya han pasado tres meses desde entonces.

Marzo, tiene la particularidad de saber a comienzo, quizá porque lo asociamos con el  comienzo de clases.

Marzo  -en este hemisferio sur-  marca el inicio de una de las estaciones más bellas del año: el otoño. Y llega con su paleta multicolor en la gama de amarillos, naranjas, ocres …y el incipiente fresquito.
.
Y como de comienzos se trata, aquí estamos, ¡estrenándolo,  con renovada energía  y muchísimo entusiasmo! ¡¡Y excelentes noticias!!
.
A partir del mes de abril,  podremos acordar vernos para realizar encuentros personalizados armonizadores, en el Espacio Migueletes, en Barrancas de Belgrano.

Y el domingo 22 de abril, de 15 a 19 se realizará un taller grupal, con vacantes limitadas, sobre:


Además están previstos viajes de reencuentro. El primero será a Aurora, en Salto, Uruguay. Saliendo el 28 de abril y regresando el 1º de mayo.

viernes, 6 de enero de 2012

domingo, 1 de enero de 2012


Año de transformación y cambio en lo cotidiano.
Este tiempo nos presenta la inigualable oportunidad de elegir más concientemente cómo queremos vivir, de construir cada día de nuestra vida.

Así como la madre tierra nos muestra con hechos concretos  movimientos telúricos, erupciones, maremotos … que evidencian la transformación constante, también en cada uno de nosotros y en la sociedad podemos observar movimientos sísmicos de viejas estructuras que dejan de tener vigencia. El cambio se produce, entonces, en todos los niveles, en el macrocosmos tanto como en el microcosmos.

Lo que sí urge es observarse. El trabajo es intenso porque cada uno tiene la responsabilidad de elegir qué quiere construir para su vida y para el entramado de la humanidad y del universo.

Escucha tu corazón. Percibe sus rítmicos latidos. La vida está palpitando en ti. Hónrala. Cuídala. Es necesario que estés entero, digo, saludable en todos los aspectos, que generes esa salud naturalmente. 

Respirar concientemente; tomar agua suficiente, elegir alimentos saludables –en lo posible no transgénicos-, incorporando a la ingesta diaria, frutas, verduras, cereales, legumbres, semillas. Te das cuenta que la alimentación cambia. Elige concientemente con qué construir tu salud, tu cuerpo (con qué pensamientos, con qué palabras y actitudes). Y ese cuidado extiéndelo a la vida de tus congéneres, y a la de  todos los reinos, animal, vegetal, mineral. Es una actitud diferente la de este tiempo.

¿Recuerdas? En la vida cotidiana la tecnología  te facilita muchísimas comodidades, pero a veces, quedamos sutilmente sometidos  a ella y así se convierte en nuestra ama. Un ejemplo podría ser el televisor, que la mayoría de las personas tienen en su casa, y que se utiliza a través del control remoto. Ese sencillo aparato se fue instalando hasta ocupar hoy, en algunas familias, el lugar de un influyente integrante más, a tal punto que está en todos los ambientes. Su presencia predomina en los encuentros familiares  -y si bien es cierto que hay programas muy buenos, otros … no tanto. ¿Hasta dónde permitimos que se poluciones nuestro ambiente interno y el familiar?

¿Quién se anima a apagarlo para que la familia pueda compartir un encuentro, dialogar, escucharse? Se vuelve más importante el chimento del día –que varios canales reiteran una y otra vez- o la información que nos quieran mostrar, que nuestra vida misma.

¿Hasta dónde nos animamos a utilizar el control remoto para encenderlo o apagarlo por propia voluntad?, sin que él televisor imponga su presencia, encendido en varios ambientes de la casa y aunque aparentemente nadie lo mire ni escuche? Porque ya sabemos que el mensaje nos llega igual. ¿Hasta dónde aceptamos ser cautivos de otros intereses?. 

Es un simple ejemplo entre tantos, que pretende reflexionar sobre hasta dónde nos proponemos ejercer o fortalecer nuestra voluntad. Se trata de reconquistar la autonomía, el autodominio. ¿Lo dominamos o nos domina? ¿Somos dueños de nuestros tiempos? ¿Le dedicamos momentos de nuestra vida observando cómo viven otros, por ejemplo, en vez de dedicar ese tiempo a nosotros mismos? Cada cosa en su justo lugar.

Tiempo para distraerse, tiempo para el encuentro para si mismo y para con los otros, para el trabajo, el deporte… Tiempo para construir la nueva realidad que nos da la bienvenida de mil maneras.

Y en ese tiempo de reencuentro, de escucharnos descubrimos que podemos elegir restaurarnos, mantenernos, transformarnos… activar nuestra propia farmacia interior… co-crear, desde el aquí y el ahora.

¡Bienaventuranza en vuestras vidas!

¡Bienvenidos!, el nuevo tiempo ha llegado: El amor, la verdad, la solidaridad, el respeto, la libertad.

¡¡Qué bueno, transitarlo junto a ustedes!!  

¡Vamos! ¡A construir!

                                                                                 



viernes, 9 de diciembre de 2011

FIN DE CURSO. EGRESADOS 2011

                                                                              
¡La entrega de medallas! Un año concluye, es que acto de fin de curso marca un cierre de ciclo. Los alumnos, a quienes alguna vez dímos la bienvenida, ¡¡¡egresan!!
Cada acto de fin de curso es para mí un momento muy particular, por múltiples razones: Ese día nos reencontramos con los padres, con la familia de nuestros chicos. Ese día los vemos como siempre y sin embargo ... distintos ¡es cuando se toma conciencia del tiempo trancurrido! del tiempo de vida en que los hemos acompañado ...
Las emociones están a flor de piel. Todos quienes componen la comunidad educativa preparan o han preparado los detalles de la fiesta. Mis compañeros están entusiastas y todos tenemos cierta cuota de nerviosismo propio.¡Es un momento especialísimo!

Esta vez se me asignó la tarea de ordenar sobre la mesa del escenario las medallas que se entregarán a cada egresado. Prolija y amorosamente extiendo las cintas azules y blancas que sostienen a cada una: la de los abanderados, la de los escoltas de las banderas nacional, bonaerense y papal; las de los mejores promedios, las de los mejores compañeros, los mejores deportistas ... mis manos acarician cada una al alcanzársela al profesor que fue elegido para entregársela, a medida que llaman a los alumnos para recibirla. Es un momento único, irrepetibles, si los hay.

Recuerdo imágenes como flashes ... Los chicos de 3| Humanidades recibiéndome exultantes y elegantísimos! Los chicos de 3| Gestioón de la mañana, espléndidos, cordiales y los de 3| Gestión de la tarde, cariñosos, emocionados ... como Alán, que me anuncia su próxima paternidad. Los padres ingresando. El hizamiento de la bandera. Las palabras de la directora y del profesor a cargo.  La entrega de las banderas. La bendición de medallas y alumnos.El ingreso de Karen para recibir su medalla con su bebé de apenas dos días de nacido. Las palabras de los alumnos. Leonel, haciendo trizas su discurso preparado e improvisando maravillosamente bien...

Desde el escenario tenía una vista privilegiada de todo el patio de la escuela, de toda la comunidad educativa que se había dado cita para inaugurar la nueva etapa en la vida de los chicos. Formaba parte del todo, y sin embargo, podía observarlo desde una perspectiva diferente, más integradora.

Las familias, inquietas y orgullosas; mis compañeros profesores, entusiasmados y felices; mis compañeros del área de sonido, atareados en que todo sea impecable; los compañeros de mantenimiento, minuciosamente atentos a los mínimos detalles, aunando diferentes aspectos, para que todo salga perfecto.

                                                                       
Cada instante fue inolvidable. Las palabras no me alcanzan para reflejarlos. Aún así, quise dejar testimonio de lo vivido, como uno de los mejores momentos de este 2011. Especialmente cuando me llegó el momento de entregarle -a pedido de ellos- las medallas de egresados a Franco Genez, Fernando Orellano y Mariel Sosa, entusiastas participantes de los proyectos del periódico escolar EL FARO y de radio, EL FARO ILUMINANDO LA RED. Es entonces cuando la comunión entre alumno-docente llega al instante único, como cuando lográbamos cada objetivo, desde publicar una nota o una ilustración, hasta cuando realizaban trabajos personales o grabábamos los audios para nuestros pares de Colombia por invitación de Maurico Romero Figueroa, del Colegio Gimnasio del Norte. Pero esto es sólo una ínfima parte de todo lo compartido- incluido el instante en que Mariel Sosa leyera en en la salón de actos del Honorable Congreso de la Nación -en ocasión de la presentación de mi libro "El Valor de la Vida", las palabras que había escrito otra alumna, Mailén Coronel Irala. 

Privilegios que tenemos los docentes: atesorar logros de nuestros alumnos, ocasionales compañeros de ruta, sobre quienes tenemos el increible desafío de estimularlos invitarlos a ser ellos mismos.

Nuevos ciclos se han abierto en la vida de cada uno de ellos y en la de cada uno de quienes integramos la comunidad educativa.  ¡La tarea está concluida! Es una bendición haberla podido realizar.







viernes, 16 de septiembre de 2011

TRANSFORMANDO LA VIOLENCIA






Víspera de martes, en que doy clase de Culturas y Estéticas Contemporáneas. Mientras voy preparando los temas a dar, la vida misma se cruza con sus imprevistos. Vuelta de timón y decido que abordaremos, mejor dicho, nos aproximaremos a la violencia concreta, real, que viven los adolescentes.
Un alumno, que la vivió, es quien me inspira y quien se referirá al tema.

Lo invito a pasar al frente del aula. El grupo continúa medio alborotado,  mientras él avanza con elementos para comenzar su charla: cartulinas, fibrones, cinta de enmascarar. Me vuelvo una oyente más, junto a los alumnos. Lentamente se hace va haciendo silencio. Él espera en el frente. Se lo ve seguro y dispuesto a comenzar a hablar.
Y entonces comienza a narrar vivencias en las que fue protagonista de la violencia y cómo a partir de charlas a las que asistió, se posisionó en otro lugar ante circunstancias en que otros continuarían con más violencia. (El muchacho en cuestión, había sido agredido en clase por un compañero una vez, por una compañera, la segunda. En ambos casos fue una respuesta incongruente a una opinión distinta con relación a un tema grupal referente al fin de curso)

Los invitó a que juntos fueran dando las caracterísitas de un grupo. El diálogo lentamente iba fluyendo con más espontaneidad. Llegó el momento de la acción. Desplegó las cartulinas sobre algunos pupitres y las unió de forma que quedó una superficie amplia. Los invitó entonces a que cada uno escribiera su nombre allí, como parte de ese grupo. Para entonces habían decidio que lo harían dentro de estrellas. Se los veía cada vez más integrados y entusiasmados en la tarea. Uno por una punta, otros por la otra plasmaban sus nombres ... incluso sumaban los de los chicos ausentes ese día. Una vez concluida la tarea la observaban entre satisfechos y orgullosos.Y quisieron sacar fotos de "la obra" realizada. Y por supuesto, se agruparon para estar en alguna de las fotos. De ese instante rescato desde el facebook la que me enviaron y con la que hoy ilustro estas palabras.

Les volvió a hablar de la individualidad, de valores, de cómo esas diferencias enriquecen al grupo. Habló de la fuerza de la unión, entre otros conceptos. Fue entonces cuando me pidió, en voz baja, colaboración para seguir con la tarea. Él se colocó en una punta de la larga mesa, yo, en la opuesta. Y comenzamos a enrrollar la gran cartulina y formamos una pelota, mientras el resto de los alumnos protestaba por la aparente destrucción de "la obra grupal". Se habló entonces de cómo esa suma de voluntades ahora tenía mucho más fuerza ... y no sé cómo la pelota empezó a elevarse y entre todos la mantenían en alto, como jugando al voley. Claro que se notaba que algunos no estaban tan convencidos de la transformación de la cartulina, pero igual colaboraban para que estuviera en alto.

Todos tuvimos el privilegio de asistir a una clase diferente, donde un alumno había demostrado que se podía transformar actitudes violentas y que había y hay -en forma tangible, aquí y ahora- otras formas de encarar las vivencias cotidianas. Y había ido mucho más allá, nos había demostrado una vez más que vivimos en constante cambio y transformación y que cuanto más nos adaptemos a ellos y enriquezcamos con nuestro aporte personal más fácil será crear nuevas realidades. 

Yo les pido disculpas porque esta narración no se acerca a la realidad vivida aquella mañana. Siento que quiero contarles lo vivido y no me alcanzan las palabras.

¡Cómo me hubiera gustado filmar aquello! pero no sólo para que lo pudieran ver otros adolescentes, sino para que los pudieran ver y escuchar LOS ADULTOS, tantos de los que ejercen la violencia, sea en el ámbito familiar, deportivo, poítico, social ...  Una vez más sentí orgullo y una profunda admiración por nuestros adolescentes y en particular por muchos de ellos, en este caso, por Leonel, entre otros ... 



lunes, 6 de diciembre de 2010

¡Ya está a la venta!

De los 1440 minutos que tiene cada día, te invito a dedicar tan sólo 15, para serenarte ¿cómo?, guiándote para que puedas realizar un ejercicio de relajación física y mental, o si preferís, a través de una visualización.

Sabemos que el estrés crónico tiene consecuencias evidentes afectando nuestra salud. Es importante, ante llamados de atención de nuestro cuerpo aprende a escucharlo [ademas de acudir al médico o profesional conveniente]. Muchas veces cuidamos más el coche u otro objeto que nuestra propia salud.

Diciembre es un mes muy especial, en que la finalización del año, los preparativos de las próximas fiestas pueden llegar a estresarnos si nos dejamos llevar por todo lo exterior. Es un tiempo de encuentro y de AMOR.

Pretendo que te ocupes de crear bien-estar en tu vida. Pretendo que sin necesidad de tecnología alguna, aprendas a cuidarte, encontrar armonía, serenidad, paz.

Educar para la paz, para la salud, para la vida. este es mi propósito, que renuevo en este verano 2010, a quince años de habereme comprometido a hacerlo coordinando talleres, dando charlas y seminarios, publicando libros y grabando CDs de relajación y visualización creativa.